Previous icon

Volver

8 Nov 2019
Autoinyector de adrenalina

SEICAP enseña a usar los auyoinyectores de adrenalina

Estos dispositivos son básicos para tratar las anafilaxias y todos los adultos cercanos al niño deben saber utilizarlos. 

La anafilaxia es la reacción alérgica más grave que puede afectar a un niño, y el tratamiento que es imprescindible administrar con urgencia para salvar su vida es la adrenalina. Sin embargo, en muchos casos, los adultos cercanos al menor no saben cómo usar los autoinyectores de adrenalina.

Para intentar remediar este problema, la SEICAP está formando a profesionales sanitarios en la prevención de anafilaxias y en el manejo de los autoinyectores de adrenalina en el VI Curso para Educadores en Asma y otras enfermedades alérgicas EducAler 2019, que está teniendo lugar en Barcelona. Estos profesionales sanitarios serán, a su vez, quienes transmitan los conocimientos aprendidos a familiares, profesorado y pacientes.

Desde esta sociedad científica se piden más programas educativos en las escuelas para enseñar a los profesores, colectivo que en su mayor parte no sabe utilizar los autoinyectores, a manejar estos dispositivos. En la actualidad, ya hay Comunidades Autónomas en las que se están desarrollando algunos de estos programas, pero son minoritarios y es necesario ampliarlos a todo el territorio nacional.

Si padres, profesores, monitores de tiempo libre o cuidadores saben utilizar los autoinyectores estarán en condiciones de actuar con rapidez ante una anafilaxia. A partir de los 10-11 años el menor puede ya aprender el manejo de estos dispositivos y, en edades inferiores, son los adultos quienes deben administrar la adrenalina al niño.

Los especialistas de SEICAP aconsejan que el pequeño al que su pediatra alergólogo haya recetado el autoinyector de adrenalina debe llevar siempre el dispositivo a a donde quiera que vaya, siendo aconsejable que lleve dos. La razón es que, a veces, en las anafilaxias puede ser necesario repetir la dosis a los diez o quince minutos porque no se ha resuelto el caso.

Los objetivos del VI Curso para Educadores en Asma y otras enfermedades alérgicas

Además de formar en el reconocimiento precoz de la anafilaxia y en el uso de los autoinyectores, en EducAler 2019 se está enseñando a los profesionales que atienden a niños con enfermedades alérgicas el uso de inhaladores, autocuidados en asma, el manejo de la alergia alimentaria en la rutina diaria, la prevención y el tratamiento de la dermatitis atópica y la importancia de la inmunoterapia.

Para SEICAP, si las personas que atienden a los niños tienen la formación adecuada mejorará el cumplimiento de los tratamientos, la calidad de vida de los menores alérgicos y supondrá, además, un ahorro para el sistema sanitario.